#FYI

Las 13 cosas que más recuerdo de Blockbuster

En el mundo queda solamente una tienda Blockbuster en Oregón, pero sea como sea siempre vivirá en nuestros corazones cinéfilos.

Hay algo que los niños y las niñas de la actualidad jamás vivirán y eso es la experiencia de entrar a un videoclub. Como alguien nacido a principios de los noventa, crecí rentando películas en estos lugares como Videocentro y Blockbuster, siendo éste último mi favorito. Me maravillaba ver los cientos y cientos de películas que había y podía escoger. También ver los cambios en el formato, cómo desaparecieron los VHS para dar paso a los DVD y también cómo poco a poco fue introduciéndose el Blu-Ray y el ya desaparecido HD-DVD.

El streaming vino a cavar la tumba de Blockbuster y a pesar de que ya no exista, siempre vivirá en nuestros recuerdos y por todo lo que nos hizo sentir.

check-out-how-the-nations-last-blockbuster-operates-in-2018-social

Escoger la película

La tarea de escoger una película en la actualidad es algo muy sencillo. Por ejemplo, en Netflix podemos  seleccionar algo que nos recomiendan de acuerdo a lo que hemos visto y nos ha gustado. En Blockbuster, si uno no iba decidido de qué película iba a rentar, tenía que andar de pasillo en pasillo leyendo las sinopsis detrás de las cajas (hasta cierto punto podríamos decir que la tienda te incitaba a la lectura). Uno también se enfrentaba a diversos factores, principalmente a la disponibilidad de la cinta si era un estreno. No había mayor decepción que darse cuenta que la cajita de atrás (la que contenía la película) no estaba.

Si uno era perseverante podía llegar a encontrar ese estreno en el carrito de las películas que los empleados tenían que acomodar nuevamente. O si uno era muy terco y no pensaba irse de ahí sin su película de estreno, iba directamente a la caja y preguntaba si de pura casualidad acababan de entregar Babe, el puerquito valiente o si podían checar si estaba en el buzón. Les digo esto porque yo lo llegué a hacer, ya sé, ¡qué intenso!

A pesar de enfrentarse a diversos factores, esta era una de las cosas más divertidas y  ni hablar de cuando la elección de la película estaba basada en el criterio de todos los familiares o del grupito de amigos.

emma-stone-gif.gif

Martes de rentas a 15 pesos

Una de mis promociones favoritas era esta porque las rentas estaban 30 pesos más baratas, claro, por ser entre semana. Aunque no lo crean, mucha gente rentaba este día a pesar de que las tuvieras que regresar dos días después. Yo a veces rentaba varias películas cuando no tenía exámenes o mucha tarea, porque por el costo de una renta en fin de semana podía rentar casi 3. ¡Una ganga!

giphy-10.gif

La adrenalina al dejar a última hora las películas en el buzón de afuera

El regresar las películas a última hora y a pocos minutos de que cobraran recargos era toda una odisea. El amigo de un amigo trabajaba en un Blockbuster y una vez le pregunté sobre cómo funcionaba el buzón de afuera. Me contó que a la media noche el buzón activaba una puertita que hacía que se cerrara, así que si llegabas a las 12:01 a entregar alguna película, ésta se deslizaba y caía sobre la puertita por lo que era detectada como entregada al día siguiente y obviamente tendrías recargos. Ahora que lo pienso, Blockbuster de alguna u otra manera nos ayudó a ser puntuales, porque al no serlo habría un castigo de por medio.

giphy-2

Las súper promociones en la compra de películas

Ésta era otra de mis favoritas y de las que más aproveché. En algunas temporadas, Blockbuster lanzaba promociones como 2×1, 3×2 o 50% de descuento en la compra de tres o más películas, series y box set, por mencionar algunas. Casi siempre tenía preparado mi cochinito para cuando anunciaran esta promoción e ir a comprar algunos de mis títulos favoritos. Podía tardarme mucho tiempo en elegir cuáles me iba a comprar o ver si había algo más interesante escondido por ahí.

giphy-3

Una navidad llena de cine

El día de navidad no significaba solamente el recalentado para mi, sino que toda mi familia y yo nos reuniríamos a ver películas en pijama. Todas las navidades era lo mismo, me despertaba, medio me peinaba y me llevaban a Blockbuster a rentar  o aprovechar las promociones en la compra de películas. A veces me decían qué título querían o qué género tenían más ganas de ver y a partir de mi criterio y disponibilidad en la tienda escogía lo que veríamos. En ocasiones me acompañaban algunos de mis primos para ayudarme a buscar las películas y que todo fuera lo más rápido posible (porque sabían que me podía tardar horas escogiendo jajaja). El entrar a un Blockbuster en navidad era algo mágico porque veía gente como yo, despeinada, con pijama y escogiendo lo que verían en familia.

Creo que esta es una de las cosas que más recuerdo gracias a Blockbuster, porque poníamos el proyector en la sala de la casa de mis abuelos y ahí estábamos todos haciendo maratón acompañados del recalentado. Me parece que fueron siete la vez que más películas vimos sin interrupción.

christmasgangstersss.gif

Encontrarse a conocidos los fines de semana

Blockbuster durante los fines de semana era como ir al antro, a veces era muy difícil caminar entre los pasillos por tanta gente buscando su título favorito y también por el hecho de que podías encontrarte a varios conocidos. Donde yo vivía solamente existía una sucursal, así que me encontraba a varios de mis compañeros de la escuela. Lo más divertido era hacer la pregunta ‘¿cuál vas a rentar?’ e intercambiar opiniones o recomendar alguna cinta.

giphy-9

Que todo mundo se enterara de lo que ibas a ver

Culpo a los encargados de traducir los títulos de las películas en México por lo momentos incómodos que nos llegaron a pasar. Era obligación del empleado decirte en voz alta cuáles eran los nombres de las películas o series que estabas rentando para corroborar tu elección. Lo malo era cuando alguna tenía un nombre en español como Juegos Sexuales (Cruel Intentions) y la gente formada atrás podía pensar que estabas rentando una película porno. Quizás hubiera estado mejor una política en la que los empleados susurraran el nombre y no lo gritaran a los cuatro vientos.

giphy.gif

El calendario Blockbuster

Si eras fan de Blockbuster, seguramente recuerdas el calendario que vendían a finales de cada año con los pósters de las películas a estrenarse el próximo año. Lo mejor era que también estaba acompañado de cupones con promociones para renta de películas, compra de alimentos, compra de películas y muchas más cosas. Incluso te decían cuánto podías llegar a ahorrar con todos esos beneficios (nada tontos para lograr su objetivo en la mente del consumidor). Ya que se terminaba el mes, me gustaba arrancar los pósters y pegarlos en mi cuarto (¡pobre pared!).

giphy-8

Las películas seminuevas

Tengo que admitir que en un principio no me gustaban las películas seminuevas por el hecho de ser usadas, estar rayadas, el disco tenía una etiqueta de Blockbuster y las cajitas estaban maltratadas. No fue sino hasta una ocasión en la que una película que quería adquirir nunca salió nueva a la venta y solo estaba disponible a la venta en seminueva, así que no me quedó otra opción. Tiempo después reflexioné de que no estaba mal adquirir una película seminueva porque era reusar y que no importaba la satisfacción de que mi copia fuera completamente nueva sino que lo importante era que tuviera mi película. Eso sí, de las pocas películas seminuevas que compré siempre verifiqué que no estuvieran muy rayadas porque sino eran inservibles, lo bueno es que siempre las mostraban antes de cobrarlas.

giphy-4.gif

Los artículos promocionales al apartar una película

Aún conservo algunos de estos promocionales ¡como esas carpetas de Harry Potter! Únicamente se tenía que pagar casi siempre como 60 pesos para poder apartar una película y en ese momento te entregaban el promocional, ya fuera una carpeta, una litografía, una playera o alguna otra cosa de la película. El día que llegaba la película, solamente tenía que liquidar el costo total y me la daban. ¡Día de estreno!

giphy-5-2.gif

Los beneficios de ser Socio Distinguido

La membresía de Socio Distinguido tenía un costo significativo pero era mejor tenerla a no tenerla porque con ella te podían hacer 50% de descuento en recargos, los cuales eran muy comunes. También habían promociones como 2×1 a la renta en películas, lo cual no estaba nada mal. Ser Socio Distinguido te hacía sentir V.I.P. y de vez en cuando había algunas promociones exclusivas que merecía la pena aprovechar.

giphy-6.gif

Las películas importadas

Un día pasó algo muy extraño en el Blockbuster de Ciudad Victoria. Había películas en estreno que ni siquiera habían llegado a los cines de México. De hecho las carátulas estaban en inglés y me di cuenta que estaban importando películas de Estados Unidos. Nunca supe porqué pero fue el único Blockbuster que visité donde pasaba esto. Inclusive habían películas que tenían etiquetas que decía que no tenía subtítulos en español (sobre advertencia no hay engaño). Claro que esta idea de las películas importadas me agradó porque varios títulos nunca se estrenaron en cines o algunos los llegué a ver antes de que se estrenaran en México.

source.gif

La comida

Blockbuster fue famoso por las opciones de comida que tenía a la venta para acompañar tus sesiones de películas. Eran muy común los helados Nestle y Häagen-Dazs, la diversidad de golosinas desde las gomitas de gusanos hasta los que tenían algo de una película, las clásicas palomitas ACT II  y por supuesto las bebidas como refrescos. La verdad es que lo tenía todo, todo, todo para pasar un rato agradable.

b414b0380dc535df86ef8c736a9dce03.gif

Blockbuster ya no va regresar, es una realidad, pero me quedo con todos estos recuerdos  (más buenos que malos) y que sé que muchos cinéfilos vivimos y siempre recordaremos con mucha nostalgia porque fueron parte de nuestra niñez y adolescencia.

¿Qué otra cosa recuerdas de Blockbuster? ¡Compártelo en los comentarios!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s