ficciones

Luciérnagas en el estómago (poema)

Por Artur.

 

Los amores solitarios

Algunas veces se encuentran

Susurran junto al viento

Y vuelan como cometas

 

Cuando dos de ellos se unen

El tiempo se detiene

Se miran a los ojos

Iluminando sus placeres

 

El amor es un camino

La distancia es una prueba

Aquellos que lo sobreviven

Son quienes cumplen la meta

 

Tres lunares en el pecho

Una flecha los atraviesa

El corazón está marcado

Y un suspiro acecha

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s